Clafoutis
Recetas

Clafoutis

El clafoutis, que en muchas ocasiones encontraréis escrito clafouti, es una tarta de origen francés, muy sencillita de hacer y que contiene cerezas en su interior. A continuación os mostramos una receta que seguro os encantará. No obstante, aunque la original es con cerezas podéis atreveros con otras variantes que se presten, como por ejemplo hacerla con fresas. Ya sabéis, en la cocina la inspiración es poder.

 

Ingredientes (para cuatro personas):

  • Mermelada de cereza
  • 2 huevos (usaremos un huevo más la yema del otro)
  • 80 g de azúcar
  • 30 g de almendra molida
  • 20 g de harina
  • 100 ml de leche
  • Vainilla

Cómo se hace:

El clafoutis es una receta realmente sencilla. Lo primero que haremos será preparar la masa, para ello batiremos los huevos (usaremos un huevo y la yema del otro, visita nuestro post sobre cómo separar las yemas de las claras con una botella), con la leche, el azúcar y un poco de vainilla. Seguidamente incorpora la almendra y la harina hasta hacer una pasta ligera y homogénea.

Por otro lado deshuesaremos las cerezas. En principio la receta original dicta que las cerezas se pongan con hueso, si bien resulta mucho más agradable a la hora de comer que estén deshuesadas. Y por supuesto deshuesarlas no será tarea difícil, visita nuestro post sobre cómo deshuesar cerezas y sorpréndete.

 

Una vez todos los preparativos listos precalentaremos el horno a 180º. Untaremos con mantequilla el molde que vayamos a utilizar y verteremos en él un poco de nuestra masa, pondremos un poco de mermelada de cereza (de forma irregular, como tres o cuatro núcleos de mermelada de cereza separados) y verteremos el resto de la masa sin llegar al borde para que no se derrame, pues a continuación introduciremos unas cuantas cerezas.

Lo hornearemos una media hora. Una vez la masa haya cuajado la retiraremos y dejaremos perder calor. Por último, mejor si esperamos a la hora de servir, lo decoraremos con azúcar glacé. Es un postre que resulta delicioso tanto tibio como frío, decidid a vuestro antojo. Os recomendamos lo sirváis acompañado con un helado de vainilla, chocolate o chocolate blanco. Es irresistible.